5 claves para realizar el Enfoque Basado en Riesgos

Lo que debes saber

El Enfoque Basado en Riesgos (EBR) es una metodología utilizada en diversas áreas, como la gestión empresarial y la prevención de lavado de dinero para identificar y evaluar los riesgos asociados a una actividad. Este enfoque se centra en comprender y priorizar los riesgos potenciales, para luego implementar medidas y controles que minimicen la probabilidad de que estos ocurran.

El Enfoque Basado en Riesgos busca una comprensión profunda de los riesgos específicos y sus implicaciones. Se basa en la identificación de amenazas, vulnerabilidades y posibles consecuencias, así como en la evaluación de la probabilidad de ocurrencia y el impacto asociado a cada riesgo.

Al utilizar el EBR, las organizaciones pueden asignar recursos y acciones de manera más efectiva, enfocándose en las áreas de mayor riesgo y prioridad. Esto les permite tomar decisiones informadas y proactivas, reducir los riesgos potenciales y mejorar la resiliencia frente a situaciones adversas.

El Enfoque Basado en Riesgos según el GAFI

El Grupo de Acción Financiera (GAFI) es una organización intergubernamental que se enfoca en combatir el lavado de dinero, la financiación del terrorismo y la proliferación de armas de destrucción masiva. Dentro de sus lineamientos, el GAFI promueve el uso del EBR en el sector financiero y otros sectores relacionados.

Según el GAFI, el Enfoque Basado en Riesgos implica que las instituciones deben identificar y evaluar los riesgos de LA/FT a los que se enfrentan. En lugar de aplicar medidas estándar a todas las transacciones y clientes por igual, el EBR permite que las instituciones concentren sus recursos y esfuerzos en las áreas de mayor riesgo.

De este modo, aplicar el EBR implica la realización de una evaluación integral de los riesgos considerando los siguientes factores:

  • Ubicación geográfica.
  • Tipo de clientes.
  • Productos y servicios ofrecidos.
  • Canales de distribución.

A partir de esta evaluación, se deben implementar medidas proporcionales y efectivas para mitigar los riesgos identificados.

5 claves para realizar el Enfoque Basado en Riesgos

Matías Quimey Larumbe, Product Specialist de Monitoreo Transaccional en Worldsys te trae algunos tips para realizar el EBR según el GAFI.

  • Evalúa tus riesgos. Comprender los riesgos específicos y vulnerabilidades que enfrentamos por el hecho de comenzar a operar como negocio. Examinar como mínimo los factores: Clientes (KYC), productos y/o servicios, canales de distribución, zonas geográficas. Considerar las evaluaciones nacionales de riesgo e informes técnicos de organismos reguladores, estudios de tipologías y casos de lavado de dinero. 
  • Implementa controles adecuados. Crear una matriz de riesgo ponderando los conceptos identificados en el primer punto, como mínimo los que forman parte de la exigencia UIF. Considerar riesgos condicionantes, por ejemplo disparar el riesgo a alto en caso de que el cliente esté involucrado en un ROS.
  • Realiza la Debida Diligencia. Con la segmentación de la base de clientes según el tipo de riesgo, aplicar medidas de Debida Diligencia específicas para cada uno. De esta forma, se podrá realizar un monitoreo específico:
    • Diligencia simplificada para el riesgo bajo.
    • Diligencia media para el riesgo medio.
    • Diligencia reforzada para el riesgo alto. 
  • Capacita al equipo. Es importante garantizar un plan de capacitación actualizado y periódico, adecuado por área y rol. Además, los objetivos deben estar alineados con los estándares de cumplimiento y las mejores prácticas. 
  • Automatiza, digitaliza e integra. Para la mitigación de riesgos o bien para mantener controlados los riesgos identificados, se recomienda automatizar, digitalizar e integrar los procesos de evaluación y screening de los clientes. Así, se garantiza la constante actualización de riesgos y legajos de toda nuestra base de clientes, y la integridad de todos nuestros datos desde un sólo portal para tener al alcance toda información relevante para la toma de decisiones.

La importancia de automatizar

“Mientras menos tareas manuales tengamos mucho mejor, ya que tener automatizado el procesos de monitoreo transaccional es parte de las obligaciones de los organismos de control. Esto está sujeto con los procesos que se corran de la matriz de riesgo, dado que la actualización de los riesgos requiere una actualización constante. Los atributos dinámicos pueden variar a lo largo del tiempo y es necesario contar con un proceso de automatización que pueda evaluar a lo largo de toda la relación comercial los diferentes cambios de riesgo y cambios de condición contra listas de informados. De este modo, se puede tener siempre el sistema actualizado y conforme a las exigencias de los organismos de control”, explicó Matías Quimey Larumbe.

La tendencia actual tiene que ver con apoyarse en la tecnología regtech para evitar los riesgos, prevenirlos y controlarlos. Worldsys cuenta con un módulo monitoreo transaccional dentro de nuestra plataforma integral de cumplimiento Compliance One, que permite, mediante la generación de matrices de riesgo, identificar clientes de acuerdo a su perfil transaccional y su nivel de riesgo. Su alto nivel de parametría permite alinearse a la dinámica normativa establecida por los organismos reguladores. 

Lo más reciente

CIBELAE participa en la asunción de las nuevas autoridades de ALEA

Estuvimos presentes en la asunción de las nuevas autoridades de ALEA. Reiteramos nuestras felicitaciones a la Dra. Ida López por su designación como presidente y deseamos éxito en su gestión para fortalecer el sector del juego regulado en la Argentina.

Te puede interesar

Ir al contenido