Gloriela del Río: «En la Lotería de Panamá hemos creado una Comisión de Trabajo de Coronavirus y estamos innovando pensando en la reapertura»

El 23 de marzo, la Lotería Nacional de Beneficencia de Panamá (LNB) realizó su último sorteo, previo a su cierre temporal para dar cumplimiento a las medidas sanitarias de prevención del COVID-19.

Gloriela del Río, directora general de la LNB, subraya la importancia de haber contribuido con esta medida que busca disminuir el contagio de una enfermedad «que afecta sobre todo a las personas mayores 60 años, y les puede causar la muerte».

Asimismo, reconoce que esta situación ha afectado financieramente a la institución al dejar de percibir cualquier tipo de ingresos. «De esos ingresos depende el aporte que le hacemos al Tesoro Nacional, cuyo aporte indirectamente permite que el Gobierno realice obras de desarrollo; y nos permiten a nosotros realizar donaciones a la comunidad y a las personas más necesitadas», sostiene Gloriela del Río.

El cierre de la Lotería también ha afectado a los agentes oficiales y a los empleados. «Los señores y las señoras billeteros han dejado de percibir sus ingresos. Como medida del Ministerio de Salud, las empresas públicas han sido cerradas, por lo que hemos tenido que trabajar con el personal estrictamente necesario».

Pensando en el futuro

«Cuando la Lotería Nacional de Beneficencia de Panamá abra nuevamente sus puertas, no podremos hacerlo como lo hacíamos antes. Tenemos que tomar las medidas preventivas de usar mascarilla, usan guantes, mantener el distanciamiento», indica la directora de la LNB.

Pensando en la reapertura, la Lotería Nacional de Panamá ha creado una Comisión de Trabajo de Coronavirus que está revisando procesos y adoptando nuevas medidas para estar lista cuando el Gobierno autorice nuevamente la venta de billetes. «Estamos preparándonos para adoptar todos los cambios que debemos hacer en materia de atención al cliente, procesos de entrega y devolución de productos, pago de premios, recursos humanos, billeteros. Estamos innovando en procesos tecnológicos que nos van a permitir hacerle frente a todo lo que viene de ahora en adelante. Las oficinas de nuestra Lotería están siendo adecuadas, para asegurar sobre todo al personal que está en contacto directo con el público».